domingo, 27 de noviembre de 2011

Una frivolidad para un Domingo cualquiera

Hoy me van a permitir sus señorías - esta vez las femeninas- que me vuelva superficial (más de lo habitual, digo) para contarles la historia de un muchacho que en los años 90 lucía tal que así...

El precursor de los vampiros de Crepúsculo. Vía capital fm

Si ve Mario Vaquerizo esa chupa.... Vía public.fotki.com

y que después de algunos años (tal que más de 15), se presenta ante las adolescentes de entonces con esta planta: 


Ay Omá!


Lo dicho, una frivolidad. Y a la vez una constatación de que hay personas en el mundo a las que les sienta bien envejecer, como al vino. 



Perdonen a la adolescente que tengo dentro de mí, que a veces toma el control. No será la primera vez, ya aviso, jeje. 


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...